jump to navigation

La faena bien hecha ni tiene fronteras, ni tiene rival. 26 enero 2010

Posted by Lucerillo in Cultura, Curiosidades, Personal, Videos.
Tags: , , , , ,
add a comment

Os dejo aquí, un anuncio, de los mejores que se ven a día de hoy en la televisión catalana. Salen gente popular de distintos ámbitos de la sociedad, la verdad es que está muy curioso. También da un mensaje claro y es: para hacer las cosas bien hechas, hay que trabajando duro. Ese es el mejor método para tener buenos resultados. Está en catalán, así que para los hispanohablantes os dejo la traducción debajo del video.

Espero que os guste y lo disfruteis tanto como yo.

Un equipo de fútbol fue el centro del mundo. “Y, ¿cual es el secreto?” – se preguntaba todo el mundo.

¿El fútbol más bonito?, ¿la velocidad?, ¿el control?, ¿ir siempre al ataque?, ¿buscar siempre el gol?.

¿Es el juego en equipo?, ¿no será la humildad?. Sin protagonistas ni ninguna divinidad.

Un equipo de fútbol fue el centro del mundo. “Y, ¿cual es el secreto?” – se preguntaba todo el mundo.

La faena bien hecha, quien no recuerda una cosa muy nuestra en los momentos de más gloria.

Querer tu oficio, vigilar cada detalle“, cantó en un poema Joan Maragall.

Todo está por hacer, podemos alzar el vuelo, todo es posible.” – escribía Martí i Pol.

Salvador Dalí, Pau Casals, Antoni Gaudí, desde aquí universales.

Ruscalleda con la cuchara, la pluma con Monzó, tú con tu martillo y yo con mi ordenador.

Médicos, periodistas, mecánicos, pintores, carpinteros, lampistas, músicos y escritores.

Un equipo de fútbol fue el centro del mundo. “Y, ¿cual es el secreto?” – se preguntaba todo el mundo.

La pasión, la dedicación, el atrevimiento, la curiosidad, el querer nuestra faena es nuestra creatividad.

Son las ganas, trabajar duro. ¡Despierta compañero! es mejor que la suerte.

No nos tenemos que reinventar, debemos seguir siendo quienes somos.

Hacer las cosas como siempre, que no nos venza el sueño.

Un equipo de fútbol fue el centro del mundo. “Y, ¿cual es el secreto?” – se preguntaba todo el mundo.

Si hacemos las cosas como nosotros sabemos, ¿hay algo imposible? ¿que no conseguiremos?

Y lo que hagan los demás, da igual: la faena bien hecha ni tiene fronteras, ni tiene rival.

Anuncios